A LA MEMORIA DE UN ABOGADO: MI PADRE, FALLECIDO HACE 25 AÑOS

Se llamaba como yo: Francisco, estudió con los sacerdotes franciscanos (casualmente), y estudió Derecho, digamos que tardíamente, sin embargo, alcanzó, antes de su fallecimiento, a ejercer la profesión. El 7 de mayo se conmemoraron 25 años de la muerte de mi padre, y quiero en este blog dedicado al Derecho rendirle un pequeño pero sentido homenaje.
Su tesis de grado estuvo referida al tema de "La confesión" y me la dedicó (honor que me hizo), mi padre fue una persona sencilla, y a pesar de que pasamos muy poco tiempo juntos ( sólo 8 años), me dejó varias enseñanzas, entre otras a ver el ejercicio de la abogacía como una forma de apoyar a los más débiles, a pensar en el compromiso con la sociedad, y a ser compasivo.
Mi padre fue abogado, sin embargo, no escogí esta carrera por esta razón, y a él le digo, donde quiera que esté, que siempre estará conmigo su recuerdo, y que su ejemplo permanecerá en mi mente.

3 comentarios:

Sevach dijo...

Vista la breve pero emotiva reseña a la figura paterna, y examinando su amplia trayectoria y espléndido blog, sólo me cabe comentar que su padre estaría orgullosísimo de un hijo tan amante del Derecho.

Francisco dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Francisco dijo...

Sevach : Gracias por tus palabras, saludos.